ico english agriculture videos ico videos agricultura Rusia
Toda la Agricultura en Internet
     
Artículos Noticias Empresas CompraVenta Empleo Precios FyH Cursos Tienda Foro Vídeos Fotos Diccionario Más  
» Artículos técnicos

El cultivo del raigrás (Lolium spp.)

Dentro de las gramíneas para pastos, el raigrás (Lolium spp.) ésta considerado como un cultivo forrajero con muy buena productividad y calidad, es una planta herbácea anual o bianual perteneciente a la familia de las Poaceae o Gramíneae.

Cultivo forrajero

icono foto el cultivo del raigras

1. Introducción
2. Origen
3. Taxonomía y morfología
4. Importancia económica y distribución geográfica
5. Requerimientos edafoclimáticos
6. Material vegetal
7. Manejo del cultivo
8. Plagas
9. Enfermedades
10. Aprovechamientos


1. Introducción al cultivo del raigrás

Dentro de las gramíneas para pastos, el raigrás (Lolium spp.) ésta considerado como un cultivo forrajero con muy buena productividad y calidad, que resulta muy apetecible para el ganado, además de aportar un elevado contenido en proteínas digestibles. A pesar del coste elevado de su implantación y desarrollo, existe un gran interés en mejorar este cultivo para zonas de climas suaves, húmedos y templados, con objeto de obtener variedades más rentables y resistentes a enfermedades como la Roya, ya que este cultivo puede constituir una solución a la escasez de pasto temporal, sobre todo en invierno.

Raigrás, considerado como un cultivo forrajero.
foto raigras  considerado como un cultivo forrajero

2. Origen del raigrás (Lolium spp.)

El cultivo de raigrás (Lolium spp.) tiene su origen en el suroeste de Europa, el norte de África y el suroeste de Asia (Inda Aramendia, 2005). Se encuentra distribuido en zonas templadas de todo el mundo.

3. Taxonomía y morfología del raigrás

El raigrás (Lolium spp.) es una planta herbácea anual o bianual perteneciente a la familia de las Poaceae o Gramíneae, que taxonómicamente se clasifica de la siguiente manera:

Reino: Plantae
División: Magnoliophyta
Clase: Liliopsida
Familia: Poaceae
Género: Lolium

3.1 Hoja

Sus hojas poseen vainas desprovistas de pelos y glándulas (glabra), auriculadas y con lígulas membranosas de hasta 4 mm de longitud. Sus láminas son planas, lisas y brillantes en el envés, y ásperas y con un nervio medio poco perceptible en el haz.

3.2 Tallo

Sus tallos crecen como matas espesas (cespitoso), erectos o doblados en los nudos, siendo lisos o ásperos en sus extremos.

3.3 Inflorescencia

Su inflorescencia es una espiga que se dispone en dos filas verticales opuestas (dística) y erectas llegando a los 0,40 m de longitud (Terrel et al., 1968).

3.4 Espiguillas

Sus espigillas son alternas, solitarias y sin pedúnculo (sésiles), con hasta 22 flores por espigilla. No presenta gluma inferior y la superior es opuesta al raquis. El lema es lanceolado que puede ser aristado subapical o no.

3.5 Semillas

Las semillas son pequeñas que se encuentran entre dos brácteas, lema o glumilla inferior y palea o glumilla superior. El lema es la bráctea inferior que posee una arista recta y delgada, de unos 15 mm, que en su axila se inserta la flor. La palea es la bráctea superior y no posee arista.

Figura: Pradera formada por raigrás inglés o Lolium perenne
foto figura  pradera formada por raigras ingles o  em lolium  perenne  em
[ampliar imagen]

3.6 Sistema radicular del raigrás

Sus raíces son de tipo adventicias y fasciculadas lo cual les facilita el aprovechamiento del agua superficial que se almacena en los primeros centímetros del suelo.

4. Importancia económica y distribución geográfica del raigrás (Lolium spp.)

A nivel mundial, las tres especies de mayor importancia económica de Lolium spp. son Lolium perenne, L. multiflorum y L. rigidum, debido a su excelente calidad como especie forrajera ya que tiene una alta producción de semillas y un alto valor nutritivo para los animales, tanto para el pastoreo en verde como para ensilados o henificados. También, es un cultivo importante por ser una de las principales especies utilizadas como césped, pero también tiene importancia por su alta capacidad competitiva con otros cultivos como cereales de invierno, que constituyen un problema al considerarse como mala hierba de difícil erradicación.

Según las estadísticas del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación del período 2016-2020, las exportaciones de forrajes se mantienen relativamente estables, aunque se aprecia un ligero descenso en el 2020, tanto del valor como del volumen exportado, de un 1,3% respecto al año 2019, siendo los principales destinos los Emiratos Árabes, Arabia Saudí y China. Sin embargo, las importaciones se han incrementado en cuanto a valor y volumen en un 2,6% y un 12,2 % respectivamente, en el año 2020 con respecto al año anterior.

En España, el raigrás (Lolium spp.) se emplea, fundamentalmente, para praderas de siega en el norte, pero también puede emplearse para pasto. Según FEDNA (Fundación Española para el Desarrollo de la Nutrición Animal) el raigrás (Lolium spp.) se cultiva mayoritariamente en secano, siendo Cataluña, Aragón y Asturias las principales comunidades autónomas que mayor superficie destinan a este cultivo. En cuanto a superficies de regadío, Aragón es la comunidad autónoma que cuenta con más hectáreas cultivadas de toda España.

5. Requerimientos edafoclimáticos del raigrás (Lolium spp.)

5.1 Temperatura

Se desarrolla bien en climas templado-húmedos. Es tolerante al frío, pero es sensible al calor y a la sequía, excepto la especie L. rigidum. Su temperatura óptima de crecimiento se encuentra entre los 15 y 20οC, que se ralentiza a partir de los 25οC y se detiene a los 35οC.

5.2 Suelo

Se adapta bien a un amplio rango de tipos de suelo, siendo los franco o franco-arcillosos los más adecuados para su buen desarrollo. Es tolerante a la compactación del suelo, pero no a los encharcamientos. En suelos muy húmedos se reduce mucho el crecimiento radicular y las plantas mueren tempranamente. Su pH óptimo se encuentra entre 5,8 y 6,7.

5.3 Precipitaciones

El cultivo de raigrás es muy exigente en humedad, siendo sus requerimientos normales entre 12 y 25 mm de precipitación o riego por semana.

6. Material vegetal

Las primeras especies de Lolium spp. descritas por Linneo en el siglo VIII fueron Lolium perenne o raigrás inglés y L. temulentum (cizaña o espantapájaros), que se diferencian en la presencia de aristas, siendo L. temulentum la que posee aristas, mientras que L. perenne no las posee. Unos años más tarde, Lamark describió una tercera especie Lolium multiflorum o raigrás italiano, que posee aristas, pero a diferencia de las otras dos especies ésta tiene un elevado número de flores por espiguilla. Es nativa de Europa y se comenzó a cultivar en Lombardía (Italia) a principios del siglo XIII.

En sus orígenes, Lolium spp. era diploide (2n=14), con polinización cruzada que, generalmente, tiene lugar por el viento. En la actualidad, son las variedades tetraploides (2n=28) las que más se comercializan y se obtienen por cruces entre variedades diploides. Las variedades tetraploides poseen órganos vegetativos (hojas más largas y anchas, tallos más gruesos) y reproductores (semillas más grandes) de mayor tamaño que las variedades diploides. También, son variedades más jugosas, con mayor contenido en proteína y menor sensibilidad a enfermedades. Pero si el aprovechamiento del cultivo es para ensilado o henificado es preferible el uso de variedades diploides, púes presentan un menor contenido en agua.

En la actualidad, existen ocho especies de Lolium spp. (L. canariense, L. remotum, L. multiflorum, L. perenne, L. rigidum, L. persicum, L. subulatum y L. temulentum), pero solamente tres de ellas tienen importancia económica y se cultivan en zonas templadas de todo el mundo, Lolium perenne, L. multiflorum y L. rigidum (Terrel, 1968).

La especie Lolium perenne o raigrás inglés es una planta perenne y de origen europeo y del norte de África. Es la especie de gramínea forrajera más utilizada en la Península Ibérica. Su crecimiento no es tan rápido como L. multiflorum, pero su persistencia en el terreno puede llegar hasta 4 o 5 años, incluso más si las condiciones ambientales son favorables. Es la gramínea forrajera más utilizada para las praderas de larga duración, debido a su elevada producción y contenido en azúcares, que la hacen muy apetecible para los animales. Sus dosis de siembra oscilan entre 20-24 kg/ha para variedades diploides, mientras que para las variedades tetraploides la dosis de siembra es mayor y oscila entre 24-30 kg/ha.

La especie Lolium multiflorum o raigrás italiano es estrictamente anual y de origen holandés. No necesita un período de vernalización, por lo que, florece en el mismo año de su establecimiento en el terreno. Se suele utilizar como cultivo forrajero anual, en zonas de clima suave, húmedo y templado, y produce una gran cantidad de forraje en otoño e invierno. Es una variedad de gran velocidad de crecimiento, pero en verano se ve limitado debido a que su temperatura óptima de crecimiento se encuentra ente 18 y 20οC. Se suele sembrar en otoño o primavera, con dosis de siembra que oscilan entre 20 y 40 kg/ha, dependiendo de si son variedades diploides o tetraploides.

Ambas especies tienen características comunes como: Fácil implantación en el terreno, crecimiento rápido, poca duración en el campo, adaptabilidad a diferentes tipos de suelo, escasa tolerancia a la sequía, alta calidad y digestibilidad del forraje, y sensibilidad a Puccinia spp. (Roya) tanto en otoño como en verano.

La especie Lolium rigidum es una especie anual de auto siembra, que tiene su origen en la cuenca mediterránea. Es una especie que está bien adaptada a climas semiáridos, por lo que es más resistente a las sequias que L. perenne y L. multiflorum. Se utiliza para pastoreo o siega. Se suele sembrar a principios de otoño, siendo sus dosis de siembra de 15-30 kg/ha. En numerosos cultivos de cereales constituye una mala hierba muy problemática de erradicar, porque ha desarrollado resistencia a numerosos herbicidas, llegando a reducir hasta en un 50% los rendimientos de producción en cereales (Taberner et al., 2007).

7. Manejo del cultivo raigrás (Lolium spp.)

El raigrás (Lolium spp.) es un cultivo que se establece fácilmente, debido a que sus semillas germinan y se desarrollan con gran facilidad en todo tipo de suelos, aunque en suelos con mal drenaje y baja fertilidad se reduce su establecimiento.

7.1 Preparación del suelo

Antes de realizar la siembra, se debe desmenuzar y compactar, mediante el pase de rulo, el terreno cuidadosamente.

7.2 Siembra del raigrás

Las mejores fechas para la siembra del raigrás (Lolium spp.) son en primavera y al final del verano, para evitar las heladas o los fuertes calores. Pero si no se dispone de riego para el cultivo se debe realizar la siembra en la época de máximas lluvias. En cuanto a las dosis de siembra, se estima que para lograr una cobertura rápida y homogénea del terreno para variedades diploides se debe usar 25 kg/ha y, para variedades tetraploides 35 kg/ha. La profundidad de siembra no debe ser superior a 1 o 2 cm. Para que la semillas queden bien distribuidas es aconsejable usar una sembradora pratense, que distribuye la semillas homogéneamente gracias a dos rodillos acanalados. Si no se dispone de este tipo de sembradora puede utilizarse una sembradora de cereales o una abonadora centrifuga adecuadamente ajustada para que no entierre muy profundamente las semillas.

7.3 Riego

Se recomienda que los riegos sean frecuentes y abundantes, pero sin llegar al encharcamiento del terreno. Su frecuencia dependerá de la época del año, siendo más frecuentes, de 2 o 3 riegos/semana, en los meses calurosos y menos frecuentes, de 1 o ninguno por semana, en los meses más fríos.

7.4 Fertilización

Para la obtención de una producción elevada de forraje con buenos contenidos en proteína, se aconseja aportar nitrógeno después de cada aprovechamiento de la pradera. El aporte de nitrógeno conviene fraccionarlo durante todo el cultivo, aportando una cantidad pequeña antes de la siembra y el resto al inicio del ahijamiento, para evitar pérdidas por lixiviación. Para que la absorción de nitrógeno sea eficiente, se recomienda el mayor aporte de este elemento en otoño y primavera, y las menores en invierno y verano.

7.5 Manejo de las malas hierbas

Debido a la rápida implantación y desarrollo del cultivo no suele ser necesario aplicar herbicidas, pero es conveniente el uso de herbicidas, al inicio del cultivo, si la presencia de malas hierbas es excesiva. Se suelen utilizar herbicidas hormonales o nitratos en las mismas dosis que para los cereales cuando la planta alcanza el estado de 4 hojas (Preston et al., 2009).

8. Plagas del raigrás (Lolium spp.)

8.1 Pulgón verde del trigo

El pulgón verde (Schizaphis graminum) es un pulgón de color verde esmeralda con una franja verde más oscura en el dorso. Posee sifones cortos y cilíndricos, más claros que el color del cuerpo y con ápices negros. Los daños que produce son marchitez, enrollamiento, decoloración y formación de agallas en hojas, parada del crecimiento en los ápices, aborto floral, caída de los frutos pequeños y transmisión de virosis. Según el desarrollo y condiciones del cultivo, además de la intensidad del ataque del pulgón, la producción y calidad de los granos puede verse mermada.

8.2 Chinche de los pastos

El chinche de los pastos o Collaria spp. es un Hemiptero de la familia Miridae que ocasiona importantes pérdidas en los cultivos forrajeros. Es un insecto chupador que se alimenta de la savia de las hojas y provoca manchas cloróticas que reducen el área fotosintética de las plantas. Los daños que ocasiona llegan a reducir en un 25% la disponibilidad de biomasa del forraje. El desconocimiento de los productores sobre esta plaga ha originado que se usen indiscrimindamente insecticidas para su control, lo que ha provocado una intoxicación de los animales, ha generador resistencias del insecto a los tratamientos químicos, además de suponer un peligro para el medio ambiente.

9. Enfermedades del raigrás (Lolium spp.)

9.1 Roya

Entre las enfermedades que afectan al cultivo de raigrás (Lolium spp.), la Roya coronada y la Roya negra o Roya del tallo son las que mayor importancia tienen.

La Roya coronada está generada por el hongo patógeno Puccinia coronata Corda, del orden de los Uredinales. Las hojas enfermas presentan, por ambas caras, pústulas de color amarillento, en principio aisladas que más tarde se agrupan y, que en verano se presentan de color negro. Estas pústulas hacen que la planta sea poco o nada apetecible para los animales, además de reducir su valor nutritivo. Este patógeno presenta un desarrollo biológico muy parecido a Puccinia graminis Pers.

El patógeno responsable de la Roya negra o Roya del tallo es Puccinia graminis Pers. Los síntomas que se observan son unas pústulas alargadas de color canela, tanto en las hojas como en los tallos, que se tornan a negro a medida que va desarrollándose el cultivo. Generalmente el hongo inverna en restos vegetales de plantas enfermas caídas en el suelo en forma de esporas, que son negras y que se denominan teliosporas. En primavera, de las teliosporas se originan otras esporas, las basidiosporas, que son las que infectan las plantas. Es un patógeno termófilo, por lo que la enfermedad suele aparecer cuando coinciden primaveras húmedas y cálidas, con cultivos de siembra tardía.

9.2 Oídio

El hongo responsable de esta enfermedad en el cultivo del raigrás (Lolium spp.) es Blumeria graminis o Erysiphe graminis. Es un Ascomiceto del orden de los Erysiphales. Los síntomas observables en hoja son pequeñas masas algodonosas, de color blanco, que a medida que avanza la enfermedad se agrandan y adquieren un color gris. Las hojas afectadas evolucionan a una clorosis generalizada, que se deshidratan y mueren. La enfermedad comienza en las hojas basales, pero a medida que evoluciona se extiende por la espiga. El desarrollo de la enfermedad se ve favorecido por ambientes muy húmedos y temperaturas de entre 15 y 20οC. Los pulgones son agentes de transmisión de la enfermedad, al adherirse a la melaza de su cuerpo.

9.3 Mancha borrosa

Esta enfermedad esta provocada por el hongo patógeno Cochliobalus sativus que es el teleomorfo (forma asexual) de Bipolaris sorokiniana, que causa una diversidad de enfermedades en gramíneas, entre ellas la mancha borrosa. Los síntomas que presentan las plantas afectadas por este patógeno son manchas redondeadas o elípticas de color marrón oscuro, que en ocasiones también presentan un halo clorótico. Cuando avanza la enfermedad, las lesiones son de color bronceado rodeado de un anillo irregular de color marrón oscuro. Suele afectar a hojas, vainas, nudos, espigas, granos y raíces. Las infecciones tempranas pueden provocar defoliaciones importantes y las tardías abortos florales o manchado de grano que reducirán su poder germinativo. Pueden permanecer en el suelo sobre residuos orgánicos por mucho tiempo y el viento es un importante agente de dispersión de la enfermedad, además de las semillas.

10. Aprovechamientos del raigrás (Lolium spp.)

El cultivo de raigrás (Lolium spp.) suele utilizarse en forma de ensilado en España, sobre todo en la zona norte de la península. Pero también, suele utilizarse en verde, para heno, o como planta para mezcla de césped.

El raigrás italiano o Lolium multiflorum suele aprovecharse para siega o pastoreo, pero el pastoreo debe ser rotativo porque este tipo de raigrás no tolera bien los pastoreos largos, debido a que un pisoteo continuo por parte de los animales reduce considerablemente su producción. En España, se suele sembrar solo sobre todo en la zona Norte. No es aconsejable la utilización de esta especie para constituir praderas polífitas (praderas constituidas por más de dos especies vegetales), debido a que su rápido crecimiento y desarrollo puede asfixiar e impedir la implantación de otras especies con crecimiento más lento. Pero, la asociación con trébol violeta para la formación de praderas de corta duración cuyo aprovechamiento sea como siega si es aconsejable y, además, aumenta la calidad del forraje, sobre todo el contenido en proteína, y también reduce el consumo de abono nitrogenado, lo que favorece la reducción de la contaminación por nitratos de las aguas fluviales. Si la utilización de la pradera es para pastoreo intenso, se recomienda usar trébol blanco en vez de trébol violeta.

Cuando las praderas se usen para siega y pastoreo, se recomienda que se combine el raigrás italiano o Lolium multiflorum con raigrás inglés o Lolium perenne, o raigrás híbrido.

El raigrás inglés o Lolium perenne es la especie que más se utiliza para las mezclas de césped. Su rápida germinación y crecimiento hace que en poco tiempo brote y cubra todo el suelo de un manto de hierba. Se suele sembrar al final del verano y en otoño, con unas dosis de siembra de 25 kg/ha. Se debe mantener el suelo húmedo, con riegos diarios en verano y semanales, dos otres veces por semana, para el resto del año.


Autor: Dpto. Agronomía Infoagro


Hay más artículos técnicos de estos sectores: Herbáceos

Información en tu Email
Recibe artículos y novedades
VÍDEOS RECOMENDADOS
El técnico de campo

Más artículos técnicos

¿Estar informado? Suscripción gratis

 

Navega por sectores

 

Cursos On Line agricultura

Pre-matrícula GRATIS




Buscador de documentos


PORTADA Contacto Newsletter Publicidad Prensa Trabaja en Infoagro
Aviso legal Política de Privacidad Política de Cookies
English Français Russian

© Copyright Infoagro Systems, S.L.